domingo, 6 de abril de 2014

INSEGURIDAD: HAY ESPERANZAS ? LA DECLARACION DE EMERGENCIA PROVINCIAL. Por S.E. Muy Augusto Caballero Gran Cruz D Martin Etchegoyen Lynch OCSSPSIL. Abogado y Dr.en Ciencias Penales, Ex Fiscal de San Isidro.





Quiénes somos 

Los Caballeros de la Orden, soldados de Dios, somos jesuitas laicos, somos hombres y mujeres de frontera, dispuestos a estar en aquellos lugares donde hay situaciones de injusticia, donde otros no pueden o no quieren estar, donde se puede tener un efecto multiplicador en bien de la misión. Hombres preparados para responder a las necesidades de nuestro mundo, solidarizándonos con las víctimas de esta historia y así acompañar a Jesús rumbo a la cruz. Somos Compañeros de Jesús, amigos para la misión, y estamos al servicio de la Mayor Gloria de Dios.

Orden Caballeros del Papa en América
Los Jesuitas conquistaron Sud América para la Iglesia de Roma 
(dijo Lord Maculay)


Mientras la corriente ideològica dominante en las altas esferas de gobierno nacional se identifica con la del Juez Zaffaroni, la respuesta es no.

Porque mientras el ciudadano honesto de nuestro país sobrevive en sistemas medievales de autodefensa, amurallando ciudades (countries) y-o enrejados, y acudiendo a linchamientos a falta de seguridad y justicia públicas, en los pasillos gubernamentales nacionales se debate sobre la bondad de un Código Penal que elimina la Reincidencia y las penas perpetuas, permite que la tenencia de estupefacientes para consumo personal sea legal, -el tráfico levemente penado-, y eleva la edad de imputabilidad de los menores a 18 años cuando el sentido común y la realidad imponen lo contrario.

Distinto y esperanzador es el mensaje que envìa la Declaraciòn de la Emergencia en Seguridad Pùblica firmada por el Gobernador Scioli en la vìspera.

Varias de las medidas impulsadas (y otras màs como detallarè màs abajo), como la baja de la Imputabilidad de Menores, la creación de Alcaidìas para liberar a la policía de su contra natura función de custodiar presos, la municipalizaciòn de policìas y la ampliaciòn numeraria de efectivos fueron llevadas por la entonces Senadora Duhalde con su pedido de declaración de emergencia ya en el 2010. Si hubiera sido más oportuna entonces, seguro, pero miremos para adelante y el mensaje del Gobernador es positivo.

Mejor aún hubiera sido que esta medida fuera acompañada desde la Nación en el mismo sentido. Los delitos federales avanzan, en especial el narcotráfico, el mayor creador de delito violento de estas épocas.

Algunas medidas más proponìamos con la Senadora Duhalde, quien amablemente requiriera mi consejo en esa oportunidad.

Aquì se las dejo, ya que su implementaciòn serìa beneficiosa para la seguridad de todos los bonaerenses.

*A travès de los legisladores nacionales impulsàbamos: 

A) La modificaciòn del art.52 del CP que estableciendo que ante el 3er.delito doloso cometido, la pena serà perpetua sin posibilidad de libertad condicional, para asì terminar con la habitualidad del criminal. 

B) La modificaciòn del règimen de Tentativa para delitos graves (Homicidios, Violaciones, Robos Calificados, Secuestros) en cuanto debe ser penada igual que el delito consumado (como es en los còdigos modernos de paìses afectados por el delito, que no premian con rebajas de pena a delincuentes fracasados)

Asimismo: 

 *La creaciòn de una Unidad Cientìfica de Anàlisis Criminal que como en toda policìa moderna, es fundamental y orienta al trabajo de prevenciòn policial identificando tendencias y patrones criminales. 

 *La contrucciòn masiva de càrceles sanas, limpias y seguras de las que nadie se escape (como manda la Constituciòn) en todos los distritos provinciales, porque un sistema policial-judicial que funcione al menos triplicarà la escasa poblaciòn carcelaria actual. 

 *El dictado de un nuevo Còdigo Contravencional que no haga ver al vecino ni a sus hijos menores prostitutas ejerciendo su “trabajo” en cualquier barrio y a cualquier hora, ni se le obligue a pagar por estacionar en la via pública o por “servicios de limpiavidrios” que no pidiò. 

*Un estricto control de armas para los delincuentes y no para los ciudadanos honestos que las obtienen para defenderse de la delincuencia. 

 *Vista la falta de una Agencia Federal anti narcòticos, proponìamos la creaciòn de una Unidad Provincial numerosa, capacitada a estándares internacionales y dotada técnicamente para enfrentar este flagelo y asì blindar la provincia, ante la falta de blindaje de las fronteras nacionales. 

 *Como contrapeso de la anterior Unidad, proponìamos la creaciòn tambièn de una Unidad operativa y armada de Asuntos Internos. 

 *Tambièn la creaciòn de un cuerpo operativo de seguimiento de excarcelados (como los Probation y parole Officers del sistema anglosajòn) que verifique las actividades del delincuente presunto excarcelado, o al condenado que por excepciòn se le otorgue la libertad condicional. 

 *La creaciòn del prefijo telefònico 311 para denuncias no urgentes para asì descongestionar el 911 que debe funcionar con sistemas antipático en toda la provincia. Y algunos programas antidelictuales puntuales seg[un el delito prevaleciente que exceden el marco de esta nota, pero que quedan a disposición del funcionario que lo requiera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario